homologar

Cómo homologar accesorios en tu coche para pasar la ITV

La Inspección Técnica de los Vehículos (ITV) es fundamental para la seguridad vial. La principal labor de la ITV  es detectar posibles fallos en el vehículo. Pero la ITV también se encarga de revisar los posibles cambios efectuados en el coche, según el Manual de Reformas. Ambos manuales han sido redactados por el Ministerio de Industria.

Si quieres saber cómo homologar un accesorio para tu coche, lo primero que tienes que hacer es identificar la contraseña de homologación. La contraseña de homologación viene en un documento llamado Ficha Reducida, mediante el cual una marca homologa un vehículo en concreto. Esta contraseña puede tener muchas formas dependiendo del tipo de vehículo. En la Ficha Reducida del vehículo se pueden consultar todas sus características (neumáticos, referencia escapes, medidas, masas autorizadas, etc.) dependiendo del tipo, variante y versión del mismo. Es decir, así salió el vehículo de fábrica.

Una vez identificada la contraseña de homologación, es importante saber si tu coche viene con homologaciones previas. Si los accesorios vienen de fábrica, la marca se encarga de realizar la ficha técnica con estos accesorios. Si se mira la ficha técnica y no están incluidos los accesorios debes realizar una homologación en la ITV.

Pasos para homologar accesorios originales

1. Pedir Informe de Conformidad a la marca del vehículo. Ahora, con las nuevas tecnologías se puede realizar telemáticamente mediante firma digital del responsable de homologaciones de la marca.

Si se trata de accesorios que no suponen una Reforma de Importancia,no hará falta la realización de un Proyecto Técnico.

2. Conseguir el certificado del taller. Este documento debe avalar el montaje de los accesorios y debe llevar la firma del responsable del taller y sello. En el caso de que los accesorios los hayas hecho tú mismo, se debe ir a un taller con número de Registro Industrial y número de Registro Especial para emitir el certificado. Con la reforma, debe ir un mapa de montaje donde se identifican las piezas modificadas y cómo se han montado, de esta forma se facilita la comprobación en la ITV.

3. Acudir a la ITV con el vehículo, la ficha técnica, el permiso de circulación, el Informe de Conformidad y el Certificado de Taller. Para la legalización de reformas en ITV tiene que acudir el titular del vehículo o bien una persona autorizada por él. En la ITV se encargarán de anotar los accesorios en la ficha técnica.

Si pasado el tiempo quieres volver a la versión original también se debe pasar de nuevo por la ITV.

 

Fuente de la noticia: autopista.es