luz

Cuándo y cómo usar las distintas luces del coche

Usar las distintas luces del coche parece bastante obvio, si se hace de noche se conectan y si es de día se quitan. Pero, como sabrás es algo más complicado que eso.

Aunque todos lo hemos estudiado para sacar el carnet, la falta de práctica puede generar dudas sobre el uso de algunas luces y en determinadas situaciones.

Luces de posición

Es obligatorio usarlas de noche, en túneles o cuando la visibilidad sea reducida, junto a las de cruce o cortas, pero esto no supone problema porque se conectan solas al accionar las luces de cruce.

El momento en el que es importante no olvidar usar las luces de posición es cuando el vehículo está parado en la calzada o en el arcén de noche o en condiciones meteorológicas o ambientales que reduzcan la visibilidad.

Si tu coche se avería en estas condiciones y paras en una cuneta, no dejes sólo las luces intermitentes de emergencia, porque desde lejos pueden parecer una obra, un semáforo o luces de precaución y un conductor no distinguirá un coche parado. No te olvides de conectar las luces de posición también para que el resto de conductores entiendan de forma rápida que hay un coche parado y posiblemente gente alrededor de él.

Luces de cruce

Es obligatorio usarlas siempre circulando de noche. Durante el día en condiciones meteorológicas o ambientales que reduzcan la visibilidad, cuando se circula por túneles y pasos inferiores, así como por carriles reversibles cuando se utilizan en sentido contrario.

En la conducción por carretera y por autopista es muy recomendable -no sólo lo digo yo, lo dice también la DGT- usar las luces de cruce aunque sea de día. La idea es que los demás conductores te vean cuanto antes, tanto los que vienen en dirección contraria como los que circulan por delante tuyo a través de su espejo.

Un coche visto desde una distancia larga se puede confundir fácilmente con el entorno, pero si vemos las luces diferenciaremos al coche desde mucha distancia, algo muy útil a la hora de adelantar en carreteras de doble sentido, por ejemplo.

Fíjate si será recomendable que ahora son obligatorias las luces diurnas en la parte delantera, luces que son muy brillantes y que su única función es que se nos vea desde lejos durante el día. Si tu coche tiene unos años y no tiene luces diurnas, conecta las luces cuando salgas a la carretera, autopista o autovía.

 

posición

Las diurnas están bien pero…

Y si tienes luces diurnas, piensa que sólo funcionan delante y no detrás. Si en carretera de día conectas las luces de cruce, que también encienden las traseras, cuando pases por una zona de árboles o por una carretera de montaña donde haya muchos contrastes de luces y sombras los conductores que te sigan verán con más facilidad tu posición, dirección y velocidad. Lo mismo ocurre al amanecer y atardecer conduciendo hacia el sol. Un conductor que circula por detrás de ti y esté parcialmente deslumbrado sólo verá tu silueta pero no distinguirá bien a qué distancia estás, por ejemplo. Con las luces de cruce esto se puede solucionar.

Usar bien las largas

Según el reglamento, es obligado usarlas siempre que se circula por la noche por una carretera fuera de poblado y con iluminación insuficiente. Eso sí, hay que tener cuidado de no deslumbrar al que viene en dirección contraria, ni al que circula en nuestro carril por delante de nuestro coche. Es opcional su uso por debajo de 40 km/h y en vías suficientemente iluminadas.

Antiniebla trasero

En la niebla, aunque sea muy ligera, conecta las luces de cruce. El antiniebla trasero conéctalo siempre que la visibilidad empiece a reducirse por niebla, lluvia fuerte, nevada, cortina de humo o polvo. Desconecta el antiniebla trasero en el mismo momento que salgas de la niebla o de la situación de baja visibilidad. Esta luz deslumbra mucho y puede inducir a pensar al resto de conductores que estás frenando.

Antiniebla delantero

El uso del antiniebla delantero es recomendable aunque no obligatorio, sino opcional. Eso sí, únicamente puede usarse cuando las condiciones meteorológicas reduzcan la visibilidad. Su uso puede ser combinado con las luces de posición o con las luces de cruce. Se permite su uso por la noche aunque las condiciones no sean adversas en tramos de curvas de vías estrechas. Una recomendación para reducir los reflejos que provocan las luces de cruce cuando la niebla es muy espesa o nieva mucho, es probar a utilizar los antinieblas delanteros con las luces de posición.

Intermitentes

Su uso es obligado para señalizar cualquier desplazamiento lateral hacia la izquierda o derecha. Utilízalos siempre e indica con unos segundos de antelación tu intención de girar a un lado o a otro. También en las rotondas, al entrar, salir o cambiar de carril dentro de la rotonda.

Luz intermitente de emergencia

Las luces intermitentes de emergencia se pueden usar tanto en un coche parado para señalizar una parada en la calzada o en el arcén. Como en un coche en movimiento para avisar de un peligro al resto de vehículos.

Dagoma Sport te recomienda que siempre lleves los faros en las mejores condiciones posibles; disfruta de nuestro servicio de PULIDO DE FAROS.

 

Fuente de la noticia: circulaseguro